Buscar
 
 

Resultados por:
 

 


Rechercher Búsqueda avanzada


No somos la mente

Página 1 de 6. 1, 2, 3, 4, 5, 6  Siguiente

Ir abajo

No somos la mente Empty No somos la mente

Mensaje por YoDigo el Sáb Nov 16 2013, 04:30

Ya hablé en otro Tema, sobre que nos imponian una imagen al nacer. Que nos decian que teniamos que ser como esa imagen y una vez que nos saquemos esa "imagen ideal", vamos a aceptarnos en ese mismo momento. Porque esforzarnos por llegar a ciertas metas, tiene como fin la aceptacion de uno mismo. Pensando que vamos a "Ser mejor" solo por alcanzarla. Solo queremos aceptar la imagen que nos imponen, y seguimos sin aceptarnos. Por lo tanto, nos ponemos otra meta. Vamos persiguiendo algo, siempre con la expectativa de aceptarnos. Nunca frenamos. Queremos ser esa imagen, y esa imagen abarca muchos aspectos. Una vez que alcancemos el buen empleo, queremos inteligencia, si lo tenemos, queremos belleza, si lo tenemos queremos otra cosa. El interior está intranquilo, no logra alcanzar todas esas expectativas. Pensamos que vamos a "ser mejor" cuando alcancemos la "imagen ideal" que se hace interminable. Asi vamos viviendo para el futuro. Y como saben... El futuro siempre es futuro, nunca se convierte en presente, porque la imagen ideal siempre permanece en el futuro.

Al nacer no queremos nada, solo disfrutamos el presente. Veo a un nenito de 1 año jugando en el jardin de su casa. No piensa "voy a jugar para obtener tal cosa". Solo juega. Se acepta en el presente. No quiere ser nadie mas. Está bien con lo que es. Y que es lo que pasa... Va creciendo y la sociedad los bombardea con ideas de tener el mejor trabajo, competir, ganar, etc. Lo que les genera una imagen a seguir, y cuando van creciendo dejan de aceptarse. Buscan esa imagen que tanto les metieron en la mente. Cuando lleguen a ser lo de la imagen recien ahi se sentirian conforme con ellos mismos. Nunca llega ese dia.

La aceptacion definitiva, la aceptacion actual, encamina a Ser... Y Ser no es lo mismo que Pensar (la mente). Pensar sirve para resolver y cuando está todo resuelto, cuando el interior está satisfecho, cuando ES... entonces pensar deja de predominar a la persona. La mente sirve para el futuro. El Ser vive en el presente. Si ustedes estuvieran mas conscientes de sus pensamientos, de sus emociones; se darian cuenta de que los pensamientos estan alejados del Ser. Hagamos de cuenta que estoy en una caja. La caja es mi mente. Si fuera solo la mente no podria ver lo que hay afuera de la caja. Pero si podemos.  Nosotros podemos estar conscientes de lo que pensamos, hasta podemos callarla practicandolo. Por lo tanto, si podemos observar los pensamientos... o sea, si podemos ver la caja desde afuera, es porque no estamos adentro de la caja, sino afuera.

Las personas a las que los domina la imagen ideal sufren, porque todo desemboca en la aceptacion. Van a aceptar su realidad solo cuando sea como la imagen ideal del mundo. Cuando uno está consciente de lo que realmente es, no tiene necesidad de andar cambiando nada. Las imagenes desaparecen. Las muertes no significan nada malo. Yo si tengo que morir a los 50 o a los 40 años, lo voy a aceptar igual, porque al menos pude Vivir, y significa que se termina el ciclo. La presencia se esfuma. Nada se pierde. Porque nada se gana. El ser es, y listo. La sociedad sufre con las muertes, porque la imagen del mundo ideal nos dice que tenemos que hacerlo. En otras culturas festejan la muerte. Cuando uno acepta su Ser entonces se rompen todas las imagenes. Uno acepta al mundo tal como está. De ahi a que te digo Sonrie, que los sentimientos estan contaminados por la mente.

La Mente tiene miedo... y algunas personas se niegan razonar lo que digo, porque la mente los domina, y si aceptan lo que digo la mente se derrumba, la imagen ideal se desintegra. Todavia no logro controlar la mente. Y al menos sé que no soy la mente, que no tengo que ser esa imagen. Por lo tanto, me genera paz, estoy sumamente tranquilo con lo que soy. No busco nada mas. Disfruto el momento porque lo que tenemos que ser ya lo somos. Solo nos queda jugar como los niños. Necesitar lo basico. Y vivir el presente! No necesitamos mucha informacion. La mente ya sirve de muy poco, ya que no necesitamos ser otra cosa, estamos en el presente. Nos queda disfrutar de nuestro entorno. Escuchar musica, escuchar la sinfonia de los pajaros, contemplar la pintura que se dibuja en los cielos cada dia. Que se yo, lo que se les cante xD

Bueno Yvez y Sonrie, esa es mi idea (espero que sus mentes les permitan leerla xD)


Última edición por YoDigo el Vie Nov 22 2013, 14:06, editado 1 vez

YoDigo

Puntos : 3737
Cantidad de envíos : 1109
Fecha de inscripción : 27/09/2013
Localización : Sólo sé que sé muy poco

Volver arriba Ir abajo

No somos la mente Empty Re: No somos la mente

Mensaje por Juano el Sáb Nov 16 2013, 05:39

...


Última edición por Juano el Jue Nov 10 2016, 04:38, editado 1 vez
Juano
Juano

Puntos : 2537
Cantidad de envíos : 192
Fecha de inscripción : 26/04/2013
Edad : 21

Volver arriba Ir abajo

No somos la mente Empty Re: No somos la mente

Mensaje por YoDigo el Sáb Nov 16 2013, 05:55

Que tendrias que pasar para que cambies de idea? Si la respuesta es "No pienso cambiar de idea". Entonces no acoto nada mas. Seria en vano hacerlo.

YoDigo

Puntos : 3737
Cantidad de envíos : 1109
Fecha de inscripción : 27/09/2013
Localización : Sólo sé que sé muy poco

Volver arriba Ir abajo

No somos la mente Empty Re: No somos la mente

Mensaje por YoDigo el Sáb Nov 16 2013, 06:02


La necesidad de salirse del monton, de la mediocridad. Es la necesidad de sentirse especial. De sentirse diferente a los demas. Por eso todos quieren llegar al exito. El poder les garantizaria sentirse especial. Y en un mundo no se puede tener el poder por completo. Un politico puede ser poderoso, pero si se enfrenta en una pelea a un boxeador pierde ese poder. Un matematico en su ambito puede sentirse especial, pero si se enfrenta a un escritor en literatura se va a sentir inferior. La gente vive comparandose. Y si se comparan, tarde o temprano se sienten inferiores. Son intentos desesperados por escalar al exito, por sentirse superior. Y nunca pasa, como ya te dije recien, siempre va a haber un ambito en el que no seas superior y seas inferior. Es que la gente se compara todo el tiempo, no entiende que todos son especiales (o todos son normales). No hay mejor ni peor, porque simplemente somos seres. Seres que fueron manchados con ideas de "ser mejor". Cuando te olvidas de ser mejor, te olvidas de la necesidad de sentirte exitoso. Simplemente dejas fluir tu ser, sin forzamientos. Porque querer "ser mejor" es forzar lo que sos ahora mismo. En la infancia, nadie quiere ser mejor, ni se sienten peor; dejan fluir su ser. Viven.

Si queres tener las herramientas necesarias para vivir estoy de acuerdo. De ahi a necesitar lujos es otra cosa. Ahi entrarias en la idea de ser mejor.


Última edición por YoDigo el Sáb Nov 23 2013, 15:30, editado 1 vez

YoDigo

Puntos : 3737
Cantidad de envíos : 1109
Fecha de inscripción : 27/09/2013
Localización : Sólo sé que sé muy poco

Volver arriba Ir abajo

No somos la mente Empty Re: No somos la mente

Mensaje por Sergio Fisch el Sáb Nov 16 2013, 06:30

Sé que muchos aquí le darán la razón a YoDigo: Nada de perseguir sueños, de concentrarse en el mañana, y sí en cambio el carpe-diem y la renuncia al ego. Pero yo me inclino por la postura de Juano. Porque, cuanto más eco recibe en nuestra sociedad la presunta filosofía zen, más sospechosa me parece, menos convincente. Si se trata de la "verdadera" sabiduría oriental o una copia espuria, eso es lo de menos: su mensaje suena igual.

Me parece que la humanidad, desde hace un siglo más o menos, se ha dedicado a vivir a expensas del pasado. Sólo mira hacia atrás. La cultura se volvió un revival. El sentimiento general, básico, es el de la nostalgia. Cunden los clones sin vergüenza de los Beatles, de Elvis, de Queen. Hollywood ya no sabe qué historia ya contada contar por enésima vez. Se añora el pasado, se justifica todo en nombre del Origen, y hasta hay quienes proponen volver a los días felices de la animalidad (Zerzan y sus seguidores, por ejemplo).

¡Oh, aquella lejana época! ¡Oh, Atenas! ¡Oh los años 50! ¡Oh Perón, oh Miterrand, Oh Franco! Todo tiempo pasado fue mejor: ése es nuestro lema.

Los dioses de la Antigüedad fueron alegremente destruidos, por falsos. Pero ¿qué nuevos dioses ha erigido la humanidad después de esa matanza celestial? Todos dioses menores, truchos, como lo son el dinero, el poder, Justin Bieber. Nadie hará turismo mañana para visitar las nuevas catedrales, los nuevos templos de culto, porque cuando no son vulgares o chocantes de ver, son plagios descarados de la antigua arquitectura. A los que vendrán no les dejaremos una catedral de Burgos, sino un campus en Silicon Valley o un estadio de fútbol.

Desde hace décadas los músicos viven de la vieja música. Roban a cuatro manos de la reserva histórica musical. Para ellos, componer es saquear impunemente. Así como están los que explotan los recursos energéticos legados por las pasadas eras geológicas, están los que explotan los recursos musicales legados por las pasadas eras de compositores y canta-autores.

Si los primeros artistas hubieran tenido la mentalidad de los de hoy, no existiría ningún logro en Arte. La música, por ejemplo, sería como el canto del jilguero, y no mucho más. No se llega a nada con esta esterilidad nostálgica y cleptómana. Salvo a la desertificación, claro, porque, como se sabe, los recursos disponibles se agotan.

Y así, la humanidad se ha quedado sin futuro. Ya está: los tifones están aquí. Japón deberá desalojar su tierra de acá a veinte años, si es que no los barre un maremoto mientras hacen los trámites. Mi país es el más austral del mundo, y ya parece el trópico: hay loros en las calles, y las palmeras prenden como nunca. Esto se acaba.

Nos quedamos sin futuro y, encima, se apela a sabidurías milenarias para machacarnos que hay que renunciar al futuro. ¡Ajá, qué bien!

Estoy con Juano en este punto. O mejor dicho: suscribo lo que él dice.
©Sergio Fisch


Última edición por Sergio Fisch el Miér Dic 18 2013, 14:50, editado 1 vez

Sergio Fisch

Puntos : 4665
Cantidad de envíos : 2357
Fecha de inscripción : 10/06/2013

http://www.superdotados-intelectuales.org/

Volver arriba Ir abajo

No somos la mente Empty Re: No somos la mente

Mensaje por Willy el Sáb Nov 16 2013, 10:28

Hay una diferencia fundamental entre pensar en el mañana y vivir en el mañana: no dejarse la vida, el presente, en ello.

Willy

Puntos : 10985
Cantidad de envíos : 6478
Fecha de inscripción : 29/04/2010

Volver arriba Ir abajo

No somos la mente Empty Re: No somos la mente

Mensaje por ZID el Sáb Nov 16 2013, 10:46

Muy interesante lo que tu mente te ha dicho que escribas, YoDigo :D 
ZID
ZID

Puntos : 3461
Cantidad de envíos : 444
Fecha de inscripción : 13/07/2011

Volver arriba Ir abajo

No somos la mente Empty Re: No somos la mente

Mensaje por Sergio Fisch el Sáb Nov 16 2013, 10:51

Willy escribió:Hay una diferencia fundamental entre pensar en el mañana y vivir en el mañana: no dejarse la vida, el presente, en ello.
Para mí, como para muchos, la vida no es sólo el presente, ni el tiempo tampoco. Son igual de importantes el pasado, el presente y el futuro. Como sea, creo que hacía falta expresar esta opinión, porque yo, que oí muchas, nunca la oí en boca de otros. Nunca. En cambio, se oye cada vez más la opinión contraria, la de corte oriental, por decir así. Y no creo que haya que temer ningún vivir en el mañana. No porque eso sea física o lógicamente imposible, sino porque está en duda si tendremos un mañana.
©Sergio Fisch


Última edición por Sergio Fisch el Miér Dic 18 2013, 14:51, editado 1 vez

Sergio Fisch

Puntos : 4665
Cantidad de envíos : 2357
Fecha de inscripción : 10/06/2013

http://www.superdotados-intelectuales.org/

Volver arriba Ir abajo

No somos la mente Empty Re: No somos la mente

Mensaje por Elisewin el Sáb Nov 16 2013, 14:12

Estoy con Juano. No creo que se pueda vivir sin tener metas. Diferente es que uno no disfrute en la obsesión por la carrera que realiza en pos de la consecución de las mismas.

Y con respecto a lo que dice Sergio, somos nuestro pasado, así que difícilmente no pueda ser considerado como algo importante. Lo que sí es fundamental es que el pasado no se constituya en un ancla. Cosa que a algunos nos pasa I love you por no saber levarlas a tiempo...
Elisewin
Elisewin

Puntos : 6734
Cantidad de envíos : 4071
Fecha de inscripción : 03/12/2012
Edad : 55
Localización : Argentina

Volver arriba Ir abajo

No somos la mente Empty Re: No somos la mente

Mensaje por ZID el Sáb Nov 16 2013, 14:17

Plantearse ser capaz de vivir sin tener metas ya es una meta.
ZID
ZID

Puntos : 3461
Cantidad de envíos : 444
Fecha de inscripción : 13/07/2011

Volver arriba Ir abajo

No somos la mente Empty Re: No somos la mente

Mensaje por Sergio Fisch el Sáb Nov 16 2013, 14:21

ZID escribió:Plantearse ser capaz de vivir sin tener metas ya es una meta.
Lo más chistoso es que el director de orquesta Zubin Mehta era de la India, la cuna del budismo anti-metas... Smile 

Sergio Fisch

Puntos : 4665
Cantidad de envíos : 2357
Fecha de inscripción : 10/06/2013

http://www.superdotados-intelectuales.org/

Volver arriba Ir abajo

No somos la mente Empty Re: No somos la mente

Mensaje por YoDigo el Sáb Nov 16 2013, 15:02

Sergio Fisch escribió:Sé que muchos aquí le darán la razón a YoDigo: Nada de perseguir sueños, de concentrarse en el mañana, y sí en cambio el carpe-diem y la renuncia al ego. Pero yo me inclino por la postura de Juano. Porque, cuanto más eco recibe en nuestra sociedad la presunta filosofía zen, más sospechosa me parece, menos convincente. Si se trata de la "verdadera" sabiduría oriental o una copia espuria, eso es lo de menos: su mensaje suena igual.

Me parece que la humanidad, desde hace un siglo más o menos, se ha dedicado a vivir a expensas del pasado. Sólo mira hacia atrás. La cultura se volvió un revival. El sentimiento general, básico, es el de la nostalgia. Cunden los clones sin vergüenza de los Beatles, de Elvis, de Queen. Hollywood ya no sabe qué historia ya contada contar por enésima vez. Se añora el pasado, se justifica todo en nombre del Origen, y hasta hay quienes proponen volver a los días felices de la animalidad (Zerzan y sus seguidores, por ejemplo).

¡Oh, aquella lejana época! ¡Oh, Atenas! ¡Oh los años 50! ¡Oh Perón, oh Miterrand, Oh Franco! Todo tiempo pasado fue mejor: ése es nuestro lema.

Los dioses de la Antigüedad fueron alegremente destruidos, por falsos. Pero ¿qué nuevos dioses ha erigido la humanidad después de esa matanza celestial? Todos dioses menores, truchos, como lo son el dinero, el poder, Justin Bieber. Nadie hará turismo mañana para visitar las nuevas catedrales, los nuevos templos de culto, porque cuando no son vulgares o chocantes de ver, son plagios descarados de la antigua arquitectura. A los que vendrán no les dejaremos una catedral de Burgos, sino un campus en Silicon Valley o un estadio de fútbol.

Desde hace décadas los músicos viven de la vieja música. Roban a cuatro manos de la reserva histórica musical. Para ellos, componer es saquear impunemente. Así como están los que explotan los recursos energéticos legados por las pasadas eras geológicas, están los que explotan los recursos musicales legados por las pasadas eras de compositores y canta-autores.

Si los primeros artistas hubieran tenido la mentalidad de los de hoy, no existiría ningún logro en Arte. La música, por ejemplo, sería como el canto del jilguero, y no mucho más. No se llega a nada con esta esterilidad nostálgica y cleptómana. Salvo a la desertificación, claro, porque, como se sabe, los recursos disponibles se agotan.

Y así, la humanidad se ha quedado sin futuro. Ya está: los tifones están aquí. Japón deberá desalojar su tierra de acá a veinte años, si es que no los barre un maremoto mientras hacen los trámites. Mi país es el más austral del mundo, y ya parece el trópico: hay loros en las calles, y las palmeras prenden como nunca. Esto se acaba.

Nos quedamos sin futuro y, encima, se apela a sabidurías milenarias para machacarnos que hay que renunciar al futuro. ¡Ajá, qué bien!

Estoy con Juano en este punto. O mejor dicho: suscribo lo que él dice.



Eso es porque la gente hace replicas del pasado. Todos quieren ser como otros. Lo que decis no es contradictorio a lo que digo

YoDigo

Puntos : 3737
Cantidad de envíos : 1109
Fecha de inscripción : 27/09/2013
Localización : Sólo sé que sé muy poco

Volver arriba Ir abajo

No somos la mente Empty Re: No somos la mente

Mensaje por YoDigo el Sáb Nov 16 2013, 15:03

ZID escribió:Plantearse ser capaz de vivir sin tener metas ya es una meta.
No planteo vivir sin metas. Solo surge segun mi entendimiendo. Si me planteara vivir sin metas estaria forzandome.

--------------------------------

A lo que me quise referir acá. Es que: No es que me plantee vivir sin metas. Sino que no actuo siguiendo metas porque por ahora no lo considero necesario. El día que siguiese una meta, no dependeria de los resultados para sentirme bien. Sería algo mas en segundo plano.


Última edición por YoDigo el Sáb Dic 14 2013, 21:28, editado 1 vez

YoDigo

Puntos : 3737
Cantidad de envíos : 1109
Fecha de inscripción : 27/09/2013
Localización : Sólo sé que sé muy poco

Volver arriba Ir abajo

No somos la mente Empty Re: No somos la mente

Mensaje por Dexter9 el Sáb Nov 16 2013, 15:17

ZID escribió:Plantearse ser capaz de vivir sin tener metas ya es una meta.
Vivir sin metas es como navegar en un barco a la deriva.
Lo peor es que no solo se pierde el rumbo sino el tiempo.
Dexter9
Dexter9

Puntos : 4898
Cantidad de envíos : 1361
Fecha de inscripción : 19/02/2010
Localización : Planeta Tierra

Volver arriba Ir abajo

No somos la mente Empty Re: No somos la mente

Mensaje por YoDigo el Sáb Nov 16 2013, 15:22

Dexter9 escribió:
ZID escribió:Plantearse ser capaz de vivir sin tener metas ya es una meta.
Vivir sin metas es como navegar en un barco a la deriva.
Lo peor es que no solo se pierde el rumbo sino el tiempo.
Para mi es aprovecharlo. Porque aprecio lo esencial. Miro a mi al rededor. La naturaleza. Si anduviera persiguiendo metas toda mi vida no tendria tiempo de eso. Andaria corriendo ciegamente en busqueda de algo y no tendria tiempo de vivir.

YoDigo

Puntos : 3737
Cantidad de envíos : 1109
Fecha de inscripción : 27/09/2013
Localización : Sólo sé que sé muy poco

Volver arriba Ir abajo

No somos la mente Empty Re: No somos la mente

Mensaje por YoDigo el Sáb Nov 16 2013, 15:30

Antes creia que no tener una meta era dejarse zamarrear por las circustancias de la vida.

Ahora me doy cuenta de que si no vamos en busqueda de nada, estemos donde estemos, ya somos la meta.

--------------------------

Lo que quise decir aca es:

Nuestra casa está dentro de nosotros mismos. Si buscamos nuestra casa fuera de nuestro interior para sentirnos tranquilos, no la vamos a encontrar. Se puede buscar un ambiente externo favorable, y me parece que lo mas importante es encontrar nuestra casa en el interior.


Última edición por YoDigo el Sáb Dic 14 2013, 21:34, editado 1 vez

YoDigo

Puntos : 3737
Cantidad de envíos : 1109
Fecha de inscripción : 27/09/2013
Localización : Sólo sé que sé muy poco

Volver arriba Ir abajo

El autor de este mensaje ha sido baneado del foro - Ver el mensaje

No somos la mente Empty Re: No somos la mente

Mensaje por YoDigo el Sáb Nov 16 2013, 19:29

Yves escribió:
YoDigo escribió:
Bueno Yvez y Sonrie, esa es mi idea (espero que sus mentes les permitan leerla xD)
Te has quedado embelesado con el escenario. Has ido al teatro y has pensado que eso es lo real. Pues resulta que entre bambalinas se cuece el porqué.

Te lo he dicho, y te lo voy a decir de nuevo: no le cortes el rollo a nadie diciendole que no tiene derecho alguno a pensar, solo a emocionarse, y no te apoyes en algo que no entiendes ni de coña.

Todos, tío, todos vivimos en presente, porque como dije, sino la realidad aparecería desfragmentada.  

El ser humano busca con toda su alma el cielo, en su realidad. Todas las comodidades actuales que tienes son producto de personas que buscaban encontrar ese cielo, y entre tanto indagaron en la realidad hasta hacerla salir a flote. No se quedaron pasmados con el escenario, lo empezaron a resolver a su modo. Porque la incertidumbre te lleva a eso, precisamente, al movimiento. El no movimiento, el vacío, porque tú no has sentido el vacío ni de coña, es frío, negro, y asusta. El calor, el movimiento, la energía, eso es el cielo.
El vacio al que te referis se debe a disconformidad. El vacio no abarca todo, solo son agujeros de insatisfaccion. El vacio no puede ser el todo. Si el vacio fuera el todo, dejaria de ser vacio. De lo que yo hablo es del todo, donde el vacio no ocurre.

YoDigo

Puntos : 3737
Cantidad de envíos : 1109
Fecha de inscripción : 27/09/2013
Localización : Sólo sé que sé muy poco

Volver arriba Ir abajo

No somos la mente Empty Re: No somos la mente

Mensaje por Juano el Sáb Nov 16 2013, 20:06

...


Última edición por Juano el Jue Nov 10 2016, 05:12, editado 1 vez
Juano
Juano

Puntos : 2537
Cantidad de envíos : 192
Fecha de inscripción : 26/04/2013
Edad : 21

Volver arriba Ir abajo

No somos la mente Empty Re: No somos la mente

Mensaje por YoDigo el Sáb Nov 16 2013, 20:14

Una gran historia:

HABÍA UN REY A QUIEN LE IMPRESIONABA la vida sencilla e inocente que llevaba un monje budista. Poco a poco fue aceptándolo como maestro. Lo observó —era un hombre muy calculador— e hizo averiguaciones sobre su carácter. «¿Hay alguna laguna en su
vida?» Cuando quedó convencido lógicamente —sus espías le contaron que en la vida de aquel hombre no había mancha alguna, que era absolutamente puro, sencillo, un gran santo, un Buda— fue a ver al monje, se postró a sus pies y dijo:
—Señor, quiero que vengáis a vivir a mi palacio. ¿Por qué vivir aquí?
Aunque lo estaba invitando, en el fondo esperaba que aquel hombre rechazara la oferta, que le dijera: «No, gracias. Soy un hombre sencillo. ¿Cómo voy a vivir en un palacio?». Hay que ver, la complejidad de la mente humana: el rey lo invita, con la
esperanza de que si el santo acepta la invitación él no cabrá en sí de gozo y, sin embargo, con un trasfondo, porque si realmente era santo, el monje lo rechazaría. Diría: «No, yo soy un hombre sencillo. Viviré debajo del árbol; así es mi vida sencilla. He abandonado
el mundo, he renunciado al mundo, y no puedo volver a él».
Pero el santo era realmente santo; debía de ser un Buda. Dijo:
—De acuerdo. ¿Dónde está el carruaje? Traed vuestro carruaje e iré al palacio. Por supuesto, cuando se va al palacio, hay que ir con elegancia. ¡Traed el carruaje!
El rey se quedó atónito. Este hombre parece un farsante, un estafador. Finge tanta sencillez para pillarme, pensó. Pero era demasiado tarde; lo había invitado y no podía desdecirse. Como era hombre de palabra, un samurai, un guerrero, un gran rey, dijo
para sus adentros: «De acuerdo. Me ha pillado. Este hombre no vale nada. Ni siquiera lo ha rechazado una sola vez. Tendría que haberlo rechazado».
Tuvo que llevar el carruaje, pero no estaba contento, no estaba alegre, mientras que el santo estaba contentísimo. El santo se sentó en el carruaje como un rey, y el rey también se sentó, muy triste, con una expresión un poco absurda. Y la gente que los miraba por la calle decía: «¿Qué pasa? ¡El faquir desnudo...!». El monje iba sentado en el carruaje como un auténtico emperador, y el rey parecía muy pobre en comparación con aquel hombre, que iba tan contento, saltando de alegría. Y cuanto más alegre se ponía él, más triste se sentía el rey. «¿Cómo voy a deshacerme de este hombre? Me he
dejado atrapar en sus redes. Tantos espías... y no han visto que este hombre tiene un plan trazado.» Como si hubiera estado debajo de ese árbol durante años para impresionar al rey. Todas estas ideas se le venían a la cabeza al monarca.
El rey había preparado la mejor habitación para el santo, por si acaso iba al palacio, pero nunca creyó que fuera. Tal es la división de la mente humana: haces una cosa, pero esperas otra. Si el santo hubiera sido astuto habría rechazado la oferta, habría dicho que no.
El rey había preparado la mejor habitación. El santo llegó a esa habitación —llevaba años bajo el árbol— y dijo:
—Que me traigan esto, que me traigan lo otro. Si hay que vivir en el palacio, hay que vivir como un rey.
El rey se sentía cada día más desconcertado. Naturalmente, como había invitado al santo, le llevaron cuanto pedía, pero al rey le apesadumbraba cada día más, porque el santo vivía como un rey; aún más, mejor que el propio rey, porque el rey tenía preocupaciones y el santo no tenía ninguna. Dormía de noche, de día. Disfrutaba del jardín, de la piscina, y no hacía más que descansar. Y el rey pensaba: «Este hombre es un parásito».
Llegó un día en que ya no lo pudo soportar más. El santo había salido a dar un paseo por el jardín, y el rey también salió y le dijo:
—Quiero decirte una cosa.
El santo replicó:
—Sí, ya lo sé. Querías decírmelo incluso antes de que abandonara mi árbol. Querías decírmelo cuando acepté tu invitación. ¿Por qué has esperado tanto? Estás pasándolo mal sin necesidad. Veo que estás triste. Ya no vienes a verme, ya no me planteas las grandes
preguntas metafísicas y religiosas que me hacías antes, cuando vivía debajo del árbol.
Lo sé... Pero ¿por qué has tardado seis meses? Eso no lo entiendo. Deberías haberlo preguntado inmediatamente, y todo se habría solucionado en el momento, allí mismo. Sé lo que quieres preguntar, pero pregúntalo.
El rey dijo:
—Solo quiero preguntarte una cosa. A ver, ¿cuál es la diferencia entre tú y yo? Estás viviendo con más lujos que yo, y yo tengo trabajo y tengo preocupaciones y muchas responsabilidades, pero tú no tienes ni que trabajar ni que preocuparte de nada ni responsabilizarte de nada. ¡Tengo envidia! Y claro que he dejado de venir a verte, porque no creo que exista ninguna diferencia entre tú y yo. Yo poseo muchas cosas, pero tú vives con esas cosas que yo poseo, con más. Todos los días dices: «¡Traed el carruaje
de oro! Quiero dar un paseo por el campo. ¡Traed esto, traed lo otro!». Te traen una comida deliciosa... Y ahora ya no vas desnudo, llevas la mejor ropa. Entonces, ¿cuál es la diferencia entre tú y yo?
El santo se echó a reír y contestó:
—A esa pregunta solo puedo contestar si te vienes conmigo. Vamos a salir de la capital.
El rey lo siguió. Cruzaron el río y siguieron. El rey no paraba de preguntar.
—¿Para que ir más lejos? ¿Por qué no me contestas ahora mismo?
El santo contestó:
—Espera un poco. Estoy buscando el sitio adecuado para contestarte.
Llegaron a las fronteras mismas del reino, y el rey dijo:
—Ya ha llegado el momento. Estamos en la frontera.
El santo replicó:
—Eso es lo que estaba buscando. Yo no voy a volver. ¿Tú vas a venir conmigo o vas a volver?
El rey dijo:
—¿Cómo voy a ir contigo? Tengo mi reino, mis bienes, mis esposas, mis hijos... ¿Cómo voy a ir contigo?
Y el santo replicó:
—¿Comprendes ahora la diferencia? Yo me voy y no miraré hacia atrás, ni una sola vez. He estado en el palacio, y he vivido con todas las cosas que te pertenecían, pero yo no era posesivo. Tú sí eres posesivo. Ahí está la diferencia. Me voy.
Se desvistió y se quedó desnudo, le dio la ropa al rey y le dijo:
—Toma tu ropa y vuelve a ser feliz.
Entonces el rey comprendió que había hecho el tonto, que aquel hombre era una auténtica joya, algo inusual. Se postró a sus pies y dijo:
—No te vayas. Vuelve. No te había comprendido. Acabo de ver la diferencia. Sí, esa es la verdadera santidad.
El santo dijo:
—Puedo volver, pero has de recordar que otra vez te pondrás triste. Para mí no existe diferencia entre ir hacia este lado o hacia el otro, pero tú volverás a ponerte triste. Déjame que te haga feliz. No voy a volver. Me voy.
Cuanto más se empeñaba el santo en marcharse, más se empeñaba el rey en que volviera, pero el santo dijo:
—Ya está bien. Me he dado cuenta de que eres imbécil. Podría volver, pero en cuanto dijera que vuelvo, vería en tus ojos lo que pensabas antes: «A lo mejor me vuelve a engañar. A lo mejor es un gesto vacío, lo de devolverme la ropa y decir que se marcha, para impresionarme». Si vuelvo te sentirás fatal otra vez, y no quiero que te sientas mal

YoDigo

Puntos : 3737
Cantidad de envíos : 1109
Fecha de inscripción : 27/09/2013
Localización : Sólo sé que sé muy poco

Volver arriba Ir abajo

No somos la mente Empty Re: No somos la mente

Mensaje por YoDigo el Sáb Nov 16 2013, 20:34

Para que no ocupe tanto. El ego y el alma:
Una publicacion que lei:

El ego(1) El Alma (2)

1- Falso Ser
2- Verdadero Ser

1- Yo
2- Nosotros

1- Separacion
2- Unidad

1- Hostilidad
2- Amistad

1- Resentimiento
2- Perdon

1- Orgullo
2- Amor

1- Quejarse
2- Gratitud

1- Celos
2- Felicidad mutua

1- Ira
2- Felicidad

1- Poder
2- Humildad

1- Materialismo
2- Espiritualismo

1- Locura
2- Sabiduria

1- Guerra
2- Paz

1- Frialdad
2- Simpatia

1- Orientado en el pasado/futuro
2- Orientado al ahora

1- Intolerancia
2- Tolerancia

1- Auto-importancia
2- Todos importamos

1- Egoismo
2- Altruismo

1- Autodenegacion
2- Autoaceptacion

1- Intolerancia social
2- Aceptacion social

1- Vivir haciendo y siendo esto
2- Simplicidad. Solo ser


Última edición por YoDigo el Jue Dic 12 2013, 22:43, editado 1 vez

YoDigo

Puntos : 3737
Cantidad de envíos : 1109
Fecha de inscripción : 27/09/2013
Localización : Sólo sé que sé muy poco

Volver arriba Ir abajo

No somos la mente Empty Re: No somos la mente

Mensaje por Juano el Sáb Nov 16 2013, 20:38

...


Última edición por Juano el Jue Nov 10 2016, 04:37, editado 1 vez
Juano
Juano

Puntos : 2537
Cantidad de envíos : 192
Fecha de inscripción : 26/04/2013
Edad : 21

Volver arriba Ir abajo

El autor de este mensaje ha sido baneado del foro - Ver el mensaje

El autor de este mensaje ha sido baneado del foro - Ver el mensaje

No somos la mente Empty Re: No somos la mente

Mensaje por YoDigo el Sáb Nov 16 2013, 20:54

Yves escribió:
YoDigo escribió:
El vacio al que te referis se debe a disconformidad. El vacio no abarca todo, solo son agujeros de insatisfaccion. El vacio no puede ser el todo. Si el vacio fuera el todo, dejaria de ser vacio. De lo que yo hablo es del todo, donde el vacio no ocurre.
Si uno tiene la panza llena, no busca comer. Si uno está bien de salud, no busca cura. Si uno no tiene ni frío ni calor, no busca la estufa o el refrescarse. Si no hay deseo, no hay movimiento. La cuestión es que para tener la panza llena, para estar bien de salud, para no tener frío ni calor, hay que conocer cómo funciona la realidad, para hacer que el deseo NO aparezca, y con éste el sufrimiento.
Sin deseo no hay movimiento. La necesidad es algo obligatorio. A lo que yo me refiero, es que puede librarse de la necesidad de "ser mejor". El deseo es algo sano. El motor de la vida. La cuestion es que el deseo no se convierta en necesidad. El deseo no es obligatorio, es algo que se puede elegir. Y si el deseo sigue siendo deseo, nos desapegamos (leer la historia) ¿Para vos deseo y necesidad es lo mismo?

Yves, hacé lo que te parezca mejor... Yo ya decidi no ser lo que se espera de mi, no forzar lo que soy. No pretendia que se arme una discusion.

YoDigo

Puntos : 3737
Cantidad de envíos : 1109
Fecha de inscripción : 27/09/2013
Localización : Sólo sé que sé muy poco

Volver arriba Ir abajo

No somos la mente Empty Re: No somos la mente

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Página 1 de 6. 1, 2, 3, 4, 5, 6  Siguiente

Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.