Buscar
 
 

Resultados por:
 

 


Rechercher Búsqueda avanzada

Últimos temas
» Cápsula del tiempo
por J.Josef Hoy a las 12:49

» Concurso de San Valentín 2019 [Publicar sólo textos aquí]
por Rani Ayer a las 21:11

» Di un animal que te guste
por Caris Ayer a las 11:52

» Oh l'amour, love, amore, amor...
por Seneg Jue Feb 14 2019, 18:09

» Debate concurso San Valentín 2019
por Caris Mar Feb 12 2019, 18:36

» Contra la empatía como valor principal.
por Marivi Sáb Feb 09 2019, 21:50

» NON PLUS ULTRA
por Albedrío 1.0 Sáb Feb 09 2019, 18:09

» El más bello de los ruidos
por J.Josef Sáb Feb 09 2019, 01:53

» Una poesía al día
por Albedrío 1.0 Jue Feb 07 2019, 23:04

» Modificación de los permisos de los participantes del foro.
por Admin Jue Feb 07 2019, 14:40


Sondeo concurso de relatos Octubre - Tema: Aromas

Página 1 de 2. 1, 2  Siguiente

Ir abajo

Seis relatos... y mi voto es para ...

20% 20% 
[ 2 ]
30% 30% 
[ 3 ]
20% 20% 
[ 2 ]
0% 0% 
[ 0 ]
0% 0% 
[ 0 ]
30% 30% 
[ 3 ]
0% 0% 
[ 0 ]
 
Votos Totales : 10

Sondeo concurso de relatos Octubre - Tema: Aromas

Mensaje por Elisewin el Dom Nov 03 2013, 14:34

Y aquí los participantes del concurso del Mes de Octubre!!!

La monstrua - Tapiporla
Tango electrónico - Bah, ya saben quién soy
Dos Aromas - Samora II
Te lo tenía que hacer saber - Quéremedio
Lirio y roble - Laurel
Un día diferente - Importa?

Siento mucho la demora en publicarlos, es todo mi culpa, no estuve bien esta semana, espero que disfruten de las participaciones que pondré, como de costumbre, una a una a continuación.

Y a pedido de algunos, agregué la opción "lo declaro desierto".
Elisewin
Elisewin

Puntos : 6538
Cantidad de envíos : 4068
Fecha de inscripción : 03/12/2012
Edad : 54
Localización : Argentina

Volver arriba Ir abajo

Re: Sondeo concurso de relatos Octubre - Tema: Aromas

Mensaje por Elisewin el Dom Nov 03 2013, 14:35

Titulo: La monstrua
Autor: Tapiporla

Polizona del insomnio, corretea torpona la monstrua  por todo el Alcázar Real. Acogió ya Morfeo en su seno todo lo que allí pétreo deslumbra; mas no pudo esta vez el dios griego – que no distingue entre cunas -, arrancar grácil del suelo, alma que brilla como ninguna. Y allá en el cielo de los durmientes, donde más fuerte se escucha a la luna, codicia como hurraca golosa, batiendo con fuerza sus plumas.

En la corte de los Austrias, ríe ajena la criatura; niña y princesa cuando cae la noche, sabandija palaciega cuando todos miran; voluntad fue del destino, dotarla de tan dudosa fortuna…


En ninguna parte como en Madrid, advertiréis el encanto, esa simpatía morbosa que despiertan las cosas que en otros lugares serían el sonrojo de una familia entera o un motivo suficiente para arrimar la lagrima al pañuelo. Esa tenue fragancia que desprenden los seres extraordinarios o algunas de las pocas cosas extraordinarias de este mundo, fue captada por las reales narices del mismísimo Carlos II, que ni corto ni perezoso, haciendo gala del bagaje y poderío con el que contaban los ilustres hombres de antaño, mandó traer a su corte a las no menos de seis arrobas de talento con las que contaba Eugenita - apodada tristemente en todas las alcobas, como la monstrua -.

Aunque de rostro calizo y no muy desapacible… si se vale comparar a las personas con los animales, bien podría parecerse a un cochino en año de abundancia, con perdón. Cabe aclarar, que entre esas dos nutridas carrilleras no se emplazaba un hocicazo porcino, sino una naricilla diminuta, como una flor entre dos fallas feroces; la conveniencia de este símil, es más por traer a mi memoria la representativa imagen del lechón asado con la manzana entre los dientes, que por otra naturaleza... en el ansia de la moza por llevarse alimentos a la boca no admito discusión alguna... y estarán de acuerdo conmigo todos los que como yo la conocieron.

Una de las muchas noches en que la niña – niña al fin, aunque fuese tan grande como una mujer adulta -, no podía pegar ojo a causa del ronroneo incesante, o más bien, del roer de mil demonios en su estómago; se disponía entonces, como aguilucho vespertino, a la caza de algo que masticar; ¡Bien sabía la pícara donde rebuscar algo para matar la gusa!

Dos caras... como algunas personas, tiene el Alcázar madrileño: Una  de ellas, pensada con gran lujo de ornatos y amplia clase de jerigonzas, donde se recibía a la nobleza de la época… la otra - de una fealdad graciosa y vulgar -, enfilaba hacia los aposentos de los criados, los establos y las cocinas de verano; por este sendero discurrían a diario un sin número de menesterosas hormigas negras, dedicadas por entero a surtir de placeres al insaciable hormiguero central.

Emprendió Eugenia su marcha por este camino; dada la ausencia de cualquier tipo de iluminación, se servía de su vivaracha nariz para completar un trayecto bien conocido; atrapando para si, los aromas encendidos por la brisilla veraniega.

Primero atravesó una zona donde la ropa se secaba al viento; prendose de las esencias a lavanda y tomillo con las que las lavanderas perfumaban los trapos y vestiduras; a continuación, percibió el tufo de los cenizales lejanos, arrugando su cara de luna llena hasta cuarto menguante.

Las casas de los criados olían a vida y a gente, no ocultando, sin embargo, el aroma suave de los geranios que en las pasarelas de tiestos recreaban la vista al pie de las casuchas...

Un inocente berreaba desde una ventana encendida; claridad suficiente para vislumbrar las caballerizas – que al galope, traían ese intenso olor a heno, estiércol  y a cuadra mal ventilada–, casi al extremo del recinto.

Con toda la presura que le permitía su flácido muslamen prosiguió su camino hacia las cocinas, imaginando ya, toda clase de manjares y sobras de pomposos banquetes...

¡Parecía oler el rancio del tocino, el almíbar de las frutas de temporada, el azucarado de los bartolillos en la despensa, los huevos hilados, las mil frituras…!

Como el cerebro fantasioso siempre se adelanta al momento presente, su boca se inundó de abundante saliva, o dicho coloquialmente: La boca se le hizo agua, como el mejor de los presagios.

En memoria de Eugenia Martinez Vallejo.

[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]


Última edición por Elisewin el Dom Nov 03 2013, 14:51, editado 1 vez
Elisewin
Elisewin

Puntos : 6538
Cantidad de envíos : 4068
Fecha de inscripción : 03/12/2012
Edad : 54
Localización : Argentina

Volver arriba Ir abajo

Re: Sondeo concurso de relatos Octubre - Tema: Aromas

Mensaje por Elisewin el Dom Nov 03 2013, 14:36

Título: "Tango electrónico".
Pseudónimo: "Bah, ya saben quién soy".
Autor: Sergio J. Fisch

Dejo el auto en un estacionamiento y, con paso firme y decidido, emprendo la marcha hacia el éxito: en las oficinas de American Performance (no fantaseo) sólo basta poner mi firma sobre un papel para cerrar el negocio que hace meses venimos madurando. Enfilo por Callao silbando un tango electrónico, bajo la sonrisa del sol de octubre y entre el moderado tránsito de la media tarde. No me entretengo con nada (ni tan siquiera con las tablets expuestas en aquella vitrina), porque en mi profesión la puntualidad vale oro.

Dejo pasar a un Porsche y cruzo Sarmiento con optimismo: algún día podré cambiar mi coche por uno así. Mis zapatos recién lustrados resuenan contra las baldosas, y disfruto de cómo flamea mi corbata de seda al soplo de la primavera. Pero a media cuadra, antes de llegar a la avenida Corrientes, desacelero como alcanzado por un tiro, hasta detenerme. Ambos brazos caen a mis costados; se me cierran los ojos. Transcurren unos segundos vacíos. Entonces, saliendo de mi pasmo, aspiro muy profundo, con temerosa curiosidad. Retengo el aire en mi pecho (que palpita intranquilo), lo expulso, cambio de ángulo e inhalo otra brisa, otro smog, otro misterio.

No acierto a identificar el origen del elemento que ha impactado contra mí. Indago en los fondos de la memoria, porque hay cierta familiaridad en él, un significado remoto que —sospecho— enlaza con otra existencia. Mi corazón deja de latir y queda en vilo. Lo mismo mi respiración y mis sentidos: ponen pausa. Todo mi ser aguarda expectante los resultados de mi incursión a lo más hondo de mi vida...

Entonces, algo ocurre.

La verdad surge de mi bajo vientre como el ataque de una enfermedad fulminante. Su fiebre trepa vísceras arriba, retorciéndolas; asciende por mi estómago, convulsionándolo; inunda mi tórax con su desborde de dolor —¿mis costillas crujen?— y sube hasta mi garganta, estrangulándola con idéntica brutalidad. Me apoyo contra una pared. Mi labio inferior serpentea fuera de control. Nuevas sacudidas provenientes de mis entrañas debilitan aún más a mi cuerpo, cada vez más oblicuo, y le hacen perder el ritmo a mis pulmones. Aquellos días son más numerosos y fuertes que yo: la pelea es desigual.

—¿Todavía, che? —gimoteo.

El achaque dura unos minutos. Me deja postrado, con dos centímetros menos de estatura. Siglos de convalecencia me esperan en el bar Astor, preveo.

—¿Se encuentra usted bien? ¿Necesita ayuda?

Una mano me palmea la espalda. La poca energía que me resta me alcanza para despegarme del improvisado Muro de los Lamentos y encarar el mundo con una hollywoodense demostración de entereza recobrada. Descubro que varios peatones se han congregado en torno a mí. Con horror, pero impulsado por una juguetona esperanza, busco en las caras de preocupación que me rodean... la de ella. Pero no, es imposible. Qué tarado.

—Me cayó mal el almuerzo —explico con una voz que no es la mía: grave, temblorosa y húmeda—. Un té con limón y chau.

Mientras los mirones se ponen a filosofar acerca de los beneficios de una dieta sana, mi alma se reconstruye a sí misma poco a poco. Con paciencia, con humildad, a lo hormiga. Permito al tráfico que me contamine con su humo y me aturda con sus bocinazos. Al ratito vuelvo a estar solo, dueño otra vez de mí mismo. Aquí estoy de nuevo: con mi imitación Armani, mis mocasines Gucci de fabricación paraguaya y mi Rolex trucho, cuyas agujas giran en vano.

Mis piernas vuelven a sostenerme. Lo sé porque me pongo a pasear mi estupidez por las calles de Buenos Aires, sin apuro, babeando de una vidriera a otra, como un niño eterno y sin futuro, condenado a prisión dentro de la infancia, por otros mil años.

FIN

A Aloysius Bertrand y a Charles Baudelaire, inventores del poema en prosa. Escrito el día 28/10/2013, para este concurso.
 


Última edición por Elisewin el Lun Nov 11 2013, 11:10, editado 1 vez
Elisewin
Elisewin

Puntos : 6538
Cantidad de envíos : 4068
Fecha de inscripción : 03/12/2012
Edad : 54
Localización : Argentina

Volver arriba Ir abajo

Re: Sondeo concurso de relatos Octubre - Tema: Aromas

Mensaje por Elisewin el Dom Nov 03 2013, 14:38

Título: Dos aromas
Autor: Samora II

 

─No sé qué sea más poderoso como arma: si el Silencio o la Risa. Hay muchas veces en que el silencio se ríe de mí, y la risa es cada vez más fuerte cuando ésta aparenta ser silenciosa. ¿Es porque pienso en voz alta? Aunque ¿pueden ser armas de defensa? ¡Eso! ¿Por qué no probar el silencio como arma de defensa? Sería como pagarle con la misma moneda. Pero, precisamente por eso es que me sucede lo que digo: si permanezco en silencio, éste se ríe de mí. ¡Rayos! ¿Y si me río de él? De modo que este es el silencio con respecto a mí estando solo. Estoy en un dilema. Puede ser. Igual he dicho que son muchas veces que se ríe de mí. A lo mejor las pocas veces que no lo hace es cuando hago uso de la risa, lo que significa que me río solo pocas veces. Pues sí, ¡ahí está la respuesta a mi inquietud! Debería reírme más a menudo. Si bien se podría ver al silencio y a la risa como un problema, también se pueden ver como una solución, dos aromas diferentes para un olfato sediento como el mío. Podría ser así, pero puedo estar equivocado. Sin embargo creo que son armas de doble filo. Evidentemente estoy equivocado.  Ahora estoy confundido. El aroma de la risa sustenta burlas y formas de alegría: se burla de las desgracias, es peste de las desgracias. Mas el aroma del silencio es más punzante porque es sigiloso, penetra en el olfato de los oídos y las hablillas, y, a la postre, los deja asfixiados como el aire poluto. Ahora me río del silencio y luego callo ante esa risa. Trato de olfatearlos ─al silencio y a la risa─. Sí, me río del silencio, pero ¡ah!, ¡qué dolor!, ¡qué punzada en el corazón recibo por cada carcajada! El maldito calla ante mi risa y se defiende bien contraatacándome con su burla silenciosa. ¡Otra punzada! ¡Qué sigiloso! ¡Qué filoso! ¡Ah! ¡Si tan sólo el corazón de mis oídos fuese de piedra y no puro músculos! ¡Muero! ¡Ah!
 


  Después de que él murió, el silencio abre su boca y, al reírse a carcajadas del asesinado, muere al instante siendo risa y bullicio ante el aroma de ese silencio mortal. A la final, todo silencio muere cuando abre su boca.
The end
Elisewin
Elisewin

Puntos : 6538
Cantidad de envíos : 4068
Fecha de inscripción : 03/12/2012
Edad : 54
Localización : Argentina

Volver arriba Ir abajo

Re: Sondeo concurso de relatos Octubre - Tema: Aromas

Mensaje por Elisewin el Dom Nov 03 2013, 14:40

Título: te lo tenía que hacer saber
Autor: quéremedio

Vale. Llegas a mi habitación. Te descalzas. Me miras sonriente. Y esperas que te diga: 

- Pero que simpático se te ve, ahí, reflejándote en mis pupilas. Y yo me estoy mareando. 

Que si los superdotados son hipersensibles, que si a María se siente como una embarazada con lo de los olores. Y joder, que te huelen los pies que es una cosa que... 

Escucho en el pasillo del edificio a los dos caniches ladrando. Me reprimo en hacer la broma de que se te ha notado a distancia. 
Vale, no me he reprimido. 

Abro la ventana, y abro la puerta. Hay algo de corriente. Que no me voy a empezar a plantear que narices es eso de que hay corriente. Espabilate: que los zapatos esos que llevas por veinte euros tienen la capacidad de darle sustancialidad a tus calcetines. 

Pero bueno, tú sigues ahí sonriente, hipertérrito ante tal despliegue de connotaciones nasales, leyendo quien sabe qué cuestión inasumible para los seres humanos. Y yo ahí, asumiendo que sigues sonriente.
Elisewin
Elisewin

Puntos : 6538
Cantidad de envíos : 4068
Fecha de inscripción : 03/12/2012
Edad : 54
Localización : Argentina

Volver arriba Ir abajo

Re: Sondeo concurso de relatos Octubre - Tema: Aromas

Mensaje por Elisewin el Dom Nov 03 2013, 14:41

Título: Lirio y roble
 
Me crucé con ella en la taberna Salitre. Llevaba un largo abrigo negro y botas camperas, pantalón vaquero de color gris oscuro, un sueter de cuello alto, y un perfume de Givenchy mezcla de lirio y roble, de exquisita pureza. No me hizo falta preguntar, una mujer de semejante catadura desentonaba grácilmente entre tantos mozos y peones portuarios. Era la persona que estaba buscando. Una asesina a sueldo responsable de la muerte de mi compañero minutos atrás. La observé desde el otro lado de la barra. Vi como se quitaba sus guantes de cuero negro con sensual gesto, pedía un chupito de Macallan de 18 años, que el barman sacó de un lugar oculto del mueble bar. Yo disimulaba por supuesto, pero las mujeres hermosas, detectan hasta el más ínfimo atisbo… Bebió su chupito en un vaso congelado, alto y esbelto por supuesto, mientras sacaba una pitillera de un brillo puro, genuino, propio de la auténtica plata.  Cogió uno de sus pitillos, y saboreó el Macallan, lentamente.
Mientras la observaba discretamente, me bebía una cerveza y fingía seguir el partido de futbol que emitían en el viejo televisor catódico. Disfrutaba del olor del mar que entraba por una ventana próxima, el olor a sal, a frescura; aunque todo ello enturbiado por el olor a sudor y piel grasienta, que emanaba del resto de clientes. Fui quedándome cada vez más embelesado con su presencia, y entonces, latió en mí la idea de salir yo antes que ella.
En ese momento exacto, como si por algún arte de magia venusiana se tratara, recogió su pitillera y se puso el abrigo. Salió del Salitre, rauda, despidiéndose de su cómplice barman con un leve gesto, mezcla de desprecio y afecto. Se encaminó a la puerta y salió con paso explosivo, dejando que el viento le abriera el abrigo y se llevara consigo el perfume hacia dentro del bar, haciendo que los asistentes, tomaran conciencia de su abandono.
Rápidamente la seguí. Fui andando tras ella en dirección a los muelles, donde se adentró en una nave industrial usada como almacén. Al llegar a la entrada, saqué mi arma y la linterna. Entré y comencé a buscarla entre tantos bidones y contenedores, oteando aquí y allá, infructuoso, y frustrado. Noté un fuerte olor a rancio, a polvo, a cerrado. Un olor que se mezclaba con el de algún derrame de grasa de motor o aceite. Un olor que invitaba al desánimo, a abandonar mi búsqueda, y aún más, a salir huyendo. Pues el olor a lo sucio, a lo sin vida, solo puede llevarte de la apatía, a algo peor. Alcancé el convencimiento de que se había ido, hacía ya muchas respiraciones que no percibía ningún sonido, que no veía ninguna sombra. Pero entonces olí, olí ese perfume de lirio y roble. La habitación adquirió vida en tonos florados, y sentí el cañón de un arma pequeña en la espalda, debajo de las costillas. Antes de oler el disparo, un velado recuerdo pasó por mi mente impregnado de aquella fragancia, era yo saliendo del bar y pasando junto al chupito de Macallan, donde había un espejo, desde donde se veía perfectamente, mi cerveza.

Pseudónimo: Laurel
Elisewin
Elisewin

Puntos : 6538
Cantidad de envíos : 4068
Fecha de inscripción : 03/12/2012
Edad : 54
Localización : Argentina

Volver arriba Ir abajo

Re: Sondeo concurso de relatos Octubre - Tema: Aromas

Mensaje por Elisewin el Dom Nov 03 2013, 14:41

Titulo: Un día diferente
Pseudonimo: Importa?

Entregado al respaldar del encorvado banco, se encontraba todavía aturdido. Las imagenes se desplazaban rotando en forma de recuerdo. La iluminación se apagaba en una vibrante concentración. Flotaba de desconcierto. Aquel día había sido distinto.

Se despertó en medio de una mañana todavia grisacea. Se sentía liviano, nunca había descansado tan bien. Presentía que aquel día sería diferente, al contraste de su monotona vida. Salió de su casa, los rayos del sol ya empezaban a consumir el asfalto. Un aroma floral de primavera le llenaba los pulmones de renovación y libertad. A dos cuadras de la avenida, escuchaba de transfondo, el tranquilizante sonido de un tráfico momentaneamente dormido. El olor a  nafta y el humo intoxicante amenzaban con convertir ese día en uno mas del monton. Tragó saliva, y cuando comenzaba a sentir ese oxidante estrés en la garganta, una ligera brisa lo interrumpió. Se dirigió hacia la parada y esperó fortuitamente al colectivo, que llegaba a rastras colmado de pasajeros. Apoyó su pie derecho sobre el primer escalón y se detuvo un momento. El colectivero lo miraba de forma enigmatica e impaciente; y parecia querer arrancar el vehiculo obligandolo a subir. Llevando consigo una inmensa tranquilidad, retiró el pie e ignoró los labios apretujados del conductor, que cerraba la puerta y emprendia su acelerado trabajo.

Este día estaba decidido a comportarse diferente, a transpasar las reglas imaginarias del sentido comun. No tomó dirección alguna, se olvidó de su familia, de su trabajó. Se había liberado del mecanismo. Notaba en las personas, una ambición por conseguir. Por conseguir un mejor empleo, un mejor producto, una mejor casa. ¿Cuando terminaría todo eso? Veia que la gente siempre esperaba algo, y a raiz de eso, vivian pensando en el futuro. Muchas veces se olvidaban del final, del tiempo y se arraigaban a la rutina, sin conocer los motivos de sus acciones. Para cualquier persona, él estaba perdido en la ciudad. Para él, a esa deambulacion sin sentido se le llamaba Vivir. Suspiró profunda, pero suavemente, equilibrando los sentidos. Le dejó de importar el mañana, el futuro no le garantizaba seguir con vida. Se sentó en el banco de una plaza, para presenciar el armonico sonido de un hombre que se ganaba la vida tocando la guitarra a cambio de limosna, pero que sin embargo, parecía disfutar del día tanto como él.

El hombre giró levemente su cabeza y detuvo la musica. "Ey Eduardo! ¿Como andas" Le preguntó sonriente aquel descuidado pero amigable hombre. Había sido la primera vez que lo veia. Sintió lastima por aquel loco. Negó llamarse asi. El vagabundo parecía estar muy seguro. "No te hagas el tonto ¿Como anda Marisa? ¿Ya se calmó la situación por ahi?" Seguía insistiendo el vagabundo. Metió su mano en el bolsillo y convencido de que aquel hombre tenía trastornos mentales, le entregó un billete que despedía compasion en su textura. No quiso ser demasiado generoso, asi que guardó el resto con una mirada desconfiada. Tocó algo en el fondo del bolsillo. Sacó descuidadamente una foto de una mujer. Se le hacía conocida. Miró su dorso. Leyó el llamativo escrito rojo. "Huele". Se hubiese sentido ridiculo por obedecer a un papel, pero la extrañeza de la situación hizo que no le importara. Asomó su nariz hacia la foto lentamente, con la expectativa esperandolo de cerca. La fragancia lo ahogó de sensaciones. Empezó a recordar a su mujer, Marisa. Y luego, una cadena de experiencias. Miró a su alrededor, no sabía en donde estaba.

Llegó a su casa, asustado y confundido. La mujer lo recibía con la preocupación en los ojos.

- ¿Sucedió de nuevo?

- Si - tomó aire - Prometeme que nunca mas pelearemos - dijo Eduardo con un tono que se esforzaba en ocultar fragilidad.

Soldaron sus cuerpos con un intenso abrazo. El atrapante perfume de su mujer le daba tranquilidad, se sentía a salvo. Junto con una lagrima llena de contención desprendió su ultimo día de libertad.
Elisewin
Elisewin

Puntos : 6538
Cantidad de envíos : 4068
Fecha de inscripción : 03/12/2012
Edad : 54
Localización : Argentina

Volver arriba Ir abajo

Re: Sondeo concurso de relatos Octubre - Tema: Aromas

Mensaje por Sergio Fisch el Dom Nov 03 2013, 15:06

.


Última edición por Sergio Fisch el Miér Mayo 28 2014, 11:19, editado 1 vez

Sergio Fisch

Puntos : 4475
Cantidad de envíos : 2357
Fecha de inscripción : 10/06/2013

http://www.superdotados-intelectuales.org/

Volver arriba Ir abajo

Re: Sondeo concurso de relatos Octubre - Tema: Aromas

Mensaje por Invitado el Dom Nov 03 2013, 16:50

Seis relatos!!

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Sondeo concurso de relatos Octubre - Tema: Aromas

Mensaje por Disperso el Lun Nov 04 2013, 22:39

Por si interesa, he votado por bah porque me parece que destaca por limpio (sin floriruras, conciso) y por saber transmitir sensaciones, ritmo, etc. Y creo que sí, que se quién es...
Disperso
Disperso

Puntos : 4742
Cantidad de envíos : 2062
Fecha de inscripción : 11/03/2013
Localización : La parra

Volver arriba Ir abajo

Re: Sondeo concurso de relatos Octubre - Tema: Aromas

Mensaje por Elisewin el Lun Nov 04 2013, 23:12

Mi voto para tango electrónico. Me dio un maravilloso déjà-vu una parte del relato. Un tristísimo y fantástico déjà-vu.
Elisewin
Elisewin

Puntos : 6538
Cantidad de envíos : 4068
Fecha de inscripción : 03/12/2012
Edad : 54
Localización : Argentina

Volver arriba Ir abajo

Re: Sondeo concurso de relatos Octubre - Tema: Aromas

Mensaje por Sergio Fisch el Mar Nov 05 2013, 16:23

.


Última edición por Sergio Fisch el Miér Mayo 28 2014, 11:21, editado 3 veces

Sergio Fisch

Puntos : 4475
Cantidad de envíos : 2357
Fecha de inscripción : 10/06/2013

http://www.superdotados-intelectuales.org/

Volver arriba Ir abajo

Re: Sondeo concurso de relatos Octubre - Tema: Aromas

Mensaje por Invitado el Mar Nov 05 2013, 17:20

¿Cuando cierra la votación?

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Sondeo concurso de relatos Octubre - Tema: Aromas

Mensaje por Elisewin el Mar Nov 05 2013, 18:35

Le puse siete días a partir de la fecha de inicio del sondeo.
Elisewin
Elisewin

Puntos : 6538
Cantidad de envíos : 4068
Fecha de inscripción : 03/12/2012
Edad : 54
Localización : Argentina

Volver arriba Ir abajo

Re: Sondeo concurso de relatos Octubre - Tema: Aromas

Mensaje por Invitado el Mar Nov 05 2013, 18:43

Spoiler:
Del primero no diré nada. El segundo esta muy bien construido y bien puntuado, sin embargo, me deja bastante frío....  creo que poco tiene que ver con los aromas (eso pienso).

El tercero me gusta; me gusta la reflexión que implica, pero le faltan tablas. Del cuarto, pues... no me gusta el ritmo que tiene y creo que emplea palabras desafortunadas para intentar ganar terreno, pero tan metidas con calzador que al final consigue el efecto contrario.

El cuarto es gracioso y original; pero se escribe en un ratico... es una historia para un foroconcurso y poco más.

El sexto es una promesa incumplida... ese día que no llega nunca. Monótono y falto de ritmo, probablemente le falla la puntuación y el exceso de adjetivos. Se me hizo farragoso leerlo.

Me atrevo con la porra:

Tango electrónico: Sergio Fisch
Dos aromas: Matorral
Te lo tenia que hacer saber: Yves
Lirio y roble: Disperso o Baldufa
Un dia diferente: Yodigo, aunque me gustaría que el suyo fuese "Dos aromas"

Aún no he votado, pero creo que mi voto ira para el tercero.

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Sondeo concurso de relatos Octubre - Tema: Aromas

Mensaje por Invitado el Dom Nov 10 2013, 17:27

Esto se acaba.

Aviso de moderación: eliminé cuatro mensajes, dos vacíos de 99 y las respuestas uni-palabra  de Nerd.

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Sondeo concurso de relatos Octubre - Tema: Aromas

Mensaje por Invitado el Dom Nov 10 2013, 23:49

Doble empate...

Invitado
Invitado


Volver arriba Ir abajo

Re: Sondeo concurso de relatos Octubre - Tema: Aromas

Mensaje por Sergio Fisch el Lun Nov 11 2013, 03:11

.


Última edición por Sergio Fisch el Miér Mayo 28 2014, 11:22, editado 1 vez

Sergio Fisch

Puntos : 4475
Cantidad de envíos : 2357
Fecha de inscripción : 10/06/2013

http://www.superdotados-intelectuales.org/

Volver arriba Ir abajo

Re: Sondeo concurso de relatos Octubre - Tema: Aromas

Mensaje por YoDigo el Lun Nov 11 2013, 03:37

[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo] escribió:Empate técnico entre "Un día diferente - Importa?" y "Tango electrónico - Bah, ya saben quién soy". Yo soy el autor del segundo, y como voté por el primero, el premio debería ser para su autor. ¿Están de acuerdo los dos o tres que rondan por aquí?

PD: Elisewin, sé buenita y ponéle mi nombre a Tango electrónico, por favor...
Spoiler:
Yo voté por el tuyo
YoDigo
YoDigo

Puntos : 3277
Cantidad de envíos : 982
Fecha de inscripción : 27/09/2013
Localización : Solo sé que no se nada

Volver arriba Ir abajo

Re: Sondeo concurso de relatos Octubre - Tema: Aromas

Mensaje por Sergio Fisch el Lun Nov 11 2013, 03:49

.


Última edición por Sergio Fisch el Miér Mayo 28 2014, 11:22, editado 1 vez

Sergio Fisch

Puntos : 4475
Cantidad de envíos : 2357
Fecha de inscripción : 10/06/2013

http://www.superdotados-intelectuales.org/

Volver arriba Ir abajo

Re: Sondeo concurso de relatos Octubre - Tema: Aromas

Mensaje por Elisewin el Lun Nov 11 2013, 03:50

¿Y ahora?
¿Qué hacemos?
Elisewin
Elisewin

Puntos : 6538
Cantidad de envíos : 4068
Fecha de inscripción : 03/12/2012
Edad : 54
Localización : Argentina

Volver arriba Ir abajo

Re: Sondeo concurso de relatos Octubre - Tema: Aromas

Mensaje por Elisewin el Lun Nov 11 2013, 03:51

Sergio, por eso dice que votó por el tuyo, jaja!
Se declara empate, a menos que alguien desempate. Creo que todavía se puede desempatar, no?
Elisewin
Elisewin

Puntos : 6538
Cantidad de envíos : 4068
Fecha de inscripción : 03/12/2012
Edad : 54
Localización : Argentina

Volver arriba Ir abajo

Re: Sondeo concurso de relatos Octubre - Tema: Aromas

Mensaje por Sergio Fisch el Lun Nov 11 2013, 03:52

.


Última edición por Sergio Fisch el Miér Mayo 28 2014, 11:23, editado 1 vez

Sergio Fisch

Puntos : 4475
Cantidad de envíos : 2357
Fecha de inscripción : 10/06/2013

http://www.superdotados-intelectuales.org/

Volver arriba Ir abajo

Re: Sondeo concurso de relatos Octubre - Tema: Aromas

Mensaje por Elisewin el Lun Nov 11 2013, 03:53

Tengo que pensar en un tema...
Elisewin
Elisewin

Puntos : 6538
Cantidad de envíos : 4068
Fecha de inscripción : 03/12/2012
Edad : 54
Localización : Argentina

Volver arriba Ir abajo

Re: Sondeo concurso de relatos Octubre - Tema: Aromas

Mensaje por Sergio Fisch el Lun Nov 11 2013, 03:59

.


Última edición por Sergio Fisch el Miér Mayo 28 2014, 11:23, editado 1 vez

Sergio Fisch

Puntos : 4475
Cantidad de envíos : 2357
Fecha de inscripción : 10/06/2013

http://www.superdotados-intelectuales.org/

Volver arriba Ir abajo

Re: Sondeo concurso de relatos Octubre - Tema: Aromas

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Página 1 de 2. 1, 2  Siguiente

Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.